martes, 15 de enero de 2013

La Vejez

Que si las entradas, que si las canas, que si el cansancio, que si la vejez...
¡La vejez! ¡Ah, la vejez, que buena y recurrente excusa!
¡Con lo joven que he sido yo siempre!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada